El presidente de EE.UU., Donald Trump, ha justificado la decisión de retrasar desde el 1 de septiembre hasta el próximo 15 de diciembre la imposición de nuevos aranceles a ciertas mercancías chinas, anunciada previamente por la Oficina del Representante Comercial de EE.UU.

'Lo estamos haciendo para la temporada navideña, por si algunos de los aranceles tienen impacto en los consumidores estadounidenses', indicó el presidente ante reporteros.

Imagen ilustrativaTrump declara que EE.UU. podría salir de la OMC si 'es necesario'

Las aplazadas tasas del 10 % conciernen a productos por valor de 300.000 millones de dólares como computadoras portátiles, teléfonos celulares, consolas de videojuegos, ciertos juguetes y algunos artículos de ropa y calzado.

En cuanto a las tarifas vigentes, Trump sostiene que prácticamente no han tenido repercusiones en los compradores.

'El único impacto ha sido que hemos recaudado casi 60.000 millones [de dólares] de China [...] lo que hemos hecho es retrasar [los aranceles] para que no sean relevantes para la temporada de compras navideñas', reiteró el inquilino de la Casa Blanca.

Si te ha gustado, ¡compártelo con tus amigos!

Fuente: Actualidad RT >> lea el artículo original