30 de enero de 2020  • 17:44

En 2009 Japón sorprendió al mundo con un impresionante Gundam en Odaiba, Tokio, un robot que tuvo dos versiones del humanoide basado en la popular serie animada.
En su actual versión, el modelo RX-0 Unicorn Gundam tiene casi 20 metros de altura y forma parte de un espectáculo con juegos de luces y partes móviles que transforman el diseño de la llamativa escultura.

Para celebrar los 40 años de la serie animada, los responsables de esta obra planean crear otro enorme robot humanoide en Yokohama que podrá caminar.
Denominado Gundam Factory Yokohama, esta versión estará ubicada en el muelle Yamashita de la ciudad portuaria ubicada al sur de la capital nipona, y se espera que esté lista para la apertura de los Juegos Olímpicos de Tokio 2020.

Presentación oficial del proyecto Gundam Factory Yokohama

Si bien el Gundam de Yokohama es apenas más pequeño que el actual robot humanoide de Odaiba, la futura obra contará con unos 24 grados de movimiento dentro de una estructura que le permitirá dar un pequeño paso.
Este es uno de los mayores desafíos que tiene el diseño del nuevo Gundam, ya que los diseñadores e ingenieros planean sumar más partes móviles en esta ocasión.

'Los límites de peso son una maldición', dijo Jun Narita, responsable de diseño de la escultura robótica sobre los motores y materiales que deben emplear para llevar a cabo la obra, con un peso estimado de 25 toneladas.
Según una simulación realizada por los investigadores del JSK Lab de la Universidad de Tokio, todos los diseños utilizados para el nuevo Gundam son factibles para recrear la inmensa escultura con movimientos, algo que podrá ser confirmado en la inauguración de la obra en octubre de este año.

Fuente: La Nación >> lea el artículo original